Política

La Cámara Nacional Electoral aseguró que “no hay ninguna clase de fundamento” que haga “preocupar respecto de la transparencia”

El secretario de Actuación Electoral de la Cámara Nacional Electoral, Sebastián Schimmel, aseguró hoy que no existe preocupación respecto a la transparencia del escrutinio, ya que subrayó que el sistema “es anacrónico, pero muy sólido”.

“En lo que hace al rol de la Justicia Electoral no hay ninguna clase de fundamento que nos haga preocupar respecto de la transparencia, ni mucho menos, porque las elecciones en nuestro país tienen una gran cantidad de reaseguros”, sostuvo el funcionario judicial.

En declaraciones formuladas Radio La Red, el integrante del máximo tribunal electoral del país aseguró que el sistema vigente “es anacrónico, pero muy sólido en la integridad”.

Schimmel insistió en que las elecciones tienen “una gran cantidad de reaseguros” dado que es un proceso ciudadano donde las autoridades de mesa son ciudadanos sorteados y existen controles cruzados por parte de los partidos políticos.

“Desde la confección del padrón en el mes de abril hasta la designación de autoridades de mesa, son procesos fiscalizados por todos los partidos políticos, controlados y públicos”, subrayó.

Y agregó: “Todo lo que hace a la constitución del resultado definitivo también es un proceso que es fácilmente comprensible por cualquier ciudadano, trazable y controlable”.

Por otra parte Schimmel destacó que la Cámara Nacional Electoral viene reclamando desde hace más de 15 años que el software del programa que realiza el escaneo y transmisión de datos, en este caso de la empresa Smartmatic, sea entregado con suficiente anticipación para ser auditado por los partidos políticos.

“Nunca el plazo es el pretendido por la Cámara, pero en esta oportunidad ha habido una entrega en depósito del software e incluso se ha permitido, bajo condiciones muy restrictivas, que se haga una inspección del código fuente, algo que no se hizo en oportunidades anteriores”, destacó.

Y concluyó: “No es tal vez la solución óptima sobre todo por los tiempos, porque una auditoría de esta clase requiere tiempos mucho más extensos, pero la verdad es que ha habido una actitud de mayor apertura que en otras oportunidades”.

A %d blogueros les gusta esto: