Las asambleas ciudadanas y los 10 años K

Publicado por

La Asamblea Ciudadana Riojana de la Capital, como integrante de la Unión de Asambleas Ciudadanas (UAC) de la  Regional Cuyo y NOA, emitió un documento titulado “2003-2013- diez años del kirchnerismo – Los que perdemos con la década ganada”. En la oportunidad, advierten que “los riojanos ya contamos con un vasto historial de represiones a las asambleas contra la mega minería ordenadas por el gobernador”. asam1

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El pronunciamiento:

A diez años del kirchnerismo, autodenominado gobierno nacional y popular  podemos afirmar que detrás del discurso “progre”, de medidas de impacto social (que no resuelve problemas estructurales);   este gobierno es la continuidad de los anteriores respecto del proyecto para Latinoamérica de las entidades financieras mundiales  y los grandes capitales de empresas multinacionales.

En Latinoamérica, incluída Argentina, este proyecto comienza con las dictaduras de los años 70 y  la consecuente “limpieza” (desapariciones, cárcel, represión) de una generación pensante y políticamente activa que se oponía imperialismo y que obstaculizaba la implementación del  modelo de producción y consumo  vigente, que por  entonces imponía el  Ministro de Economía Martínez de Hoz.

La llegada de la democracia en nuestro país con Alfonsín, si bien teñida de algarabía por la recuperación de las Instituciones democráticas, no hizo la diferencia respecto a este modelo económico; que logra imprimir el sello neoliberal  en los 90, con Carlos Menem  y con él la privatización de todas las empresas estatales, previamente devastadas para justificar su “entrega”a manos de empresas multinacionales.

Esta etapa fue la más alta expresión del proyecto neoliberal y como tal deja un panorama social y laboral lamentable que el Kirchnerismo “maquilla” con gran maestría, tomando las grandes banderas de luchas populares y administrando la pobreza.

Decimos que la llegada del Kirchnerismo es una continuidad de este modelo económico, porque si bien con Menem y Cavallo se estructura el aparato de leyes  para propiciar la implementación del saqueo, inhibiendo al Estado a explotar sus recurso naturales,  imponiendo además el plan IIRSA  (Iniciativa de Infraestructura para Sudamerica año 2000) que representa el trazado de rutas, telecomunicaciones, tendido energético, transportes, etc. como  herramienta operativa del proyecto extractivista , es en esta etapa, durante el  Kirchnerismo se profundiza el modelo a través de políticas concretas de efectivización de lo gestado en las etapas anteriores, a saber:

SOJIZACIÓN DEL TERRITORIO: Con Nestor Kirchner se profundiza el proyecto sojero que hoy abarca el 65 % de la actividad agrícola del territorio nacional, con 19 millones de hectáreas de este monocultivo que por sus características trae aparejado el deterioro de la tierra, la expulsión  de más de 200 mil familias del campo, el acorralamiento y/o desterritorialización de gran cantidad de comunidades indígenas, los masivos desmontes con sus consecuencias  ecológicas y ambientales, la utilización desmedida de agrotóxicos (glifosato, endosulfan,etc) con comprobable daño en la salud y en la vida de los pobladores cercanos y sin controles estatales.

LEY DE INVERSION PARA BOSQUES CULTIVADOS (Ley 25.080): Esta Ley, tomó como referencia la Ley minera, que subsidia todos los pasos productivos eximiendo a la actividad de monocultivo de árboles de las cargas impositivas correspondientes , provocando la tala indiscriminada del bosque nativo con su consecuente desequilibrio y con las mismas consecuencias del monocultivo de la soja.

LA EXTRANJERIZACIÓN DE LA TIERRA: Vastos territorios en manos de capitales extranjeros  como Monsanto, Singenta, etc. que con la manipulación genética de las semillas impone un sistema productivo de alto riesgo para la población mundial, atentando contra la soberanía alimentaria, monopolizando el mercado y contaminando. En este ítem también incluimos a las mineras, petroleras, pasteras y otras grandes empresas extranjeras apoyadas por entidades financieras mundiales como el Banco Mundial (BM), el mismo que  financia al gobierno en la implementación de los programas de inclusión social, permitiéndole una mayor gobernabilidad a través del circuito clientelar  que procura con esos fondos.

IMPLEMENTACION DE LA EXPLOTACION NO CONVENCIONAL DE PETROLEO Y GAS (FRACKING): Esta nueva actividad extractivista implica “inyectar” al suelo altisimas cantidades de agua mezcladas con sustancias toxicas que provocan la fractura del terreno que libera el combustible hacia la superficie y contamina las napas y las tierras. Este proceso ha sido prohibido en varios paises, pero en Argentina y de la mano del gobierno nacional y popular (que en tiempo record nacionalizo YPF) se impone como una “inversion que hay que defender”.

CONCRECIÓN DEL PROYECTO MEGA MINERO: Lejos de dar por tierra al modelo neoliberal de los 90, el Kircherismo impulsa el proyecto de la mega minería apoyado en la legislación de Menem-Cavallo-Maza  haciéndo crecer la actividad más del 1500 % en estos diez años.

Así La Alumbrera en Catamarca, Veladero y Gualcamayo en San Juan (que ésta afectando al pueblo riojano de Guandacol), el proyecto bi nacional Pascua Lama, Famatina, Pirquitas y Aguilares en Jujuy, son sólo algunos de los 600 emprendimientos mineros a nivel nacional.

También en esta década surge la implementación del PLAN NUCLEAR NACIONAL, que sólo en la provincia de La Rioja tiene 21 proyectos de los cuales 11 están en el Departamento Capital.

Pero el panorama es aún peor si leemos los informes de las asambleas riojanas extraídos  del Boletín Oficial que arrojan más de 2 millones de hectáreas entregadas a las empresas mineras y que implican el 25 % del territorio riojano, violando leyes de protección como en el caso de Laguna Brava que tiene 50 concesiones mineras en manos de 19 empresas con el 65 % de su territorio comprometido por esta vil entrega.

Para hacer efectivo el avance de este modelo económico con sus visibles consecuencias en el plano social, cultural, educativo, territorial, ambiental , de la salud y de las economías regionales, se necesita tener en todo el país,  gobernantes corruptos, legisladores obedientes, justicia obsecuente, municipios sumisos y medios de comunicación cooptados, amparados en la premisa del “desarrollo sustentable” y “del progreso”, dos falacias necesarias para el saqueo.

CRIMINALIZACIÓN, JUDICIALIZACIÓN Y REPRESIÓN: A lo largo de la década 2003/2013 y contra el emblema nacional por los Derechos Humanos, éste gobierno fortaleció el aparato represivo y de persecución a las luchas populares que surgen como respuesta al modelo.

La CORREPI consigna 78 casos de detenidos y desaparecidos en operativos efectuados por la policía u otra fuerza de seguridad entre 2003 y 2012.

Son 4000 los militantes procesados por su participación en la lucha contra el modelo.

Se sancionó la Ley Antiterrorista (votada en el Congreso  por todos los legisladores riojanos del oficialismo k), se implementó el espionaje  sobre luchadores sociales conocido como PROYECTO X (nunca investigado luego de la denuncia pública) y la reciente sanción de la nueva ley de medidas cautelares, en el marco de la democratización de la justicia, que  restringe la posibilidad de acceder a la protección de derechos civiles, dejando indefensos a los pobladores afectados por este modelo.

Este aparato represivo se hace visible a diario en la persecución y muerte a los pueblos originarios que defienden sus derechos pre existentes sobre sus territorios, en los agresivos desalojos de los sin tierra, en las golpizas, detenciones y judicializaciones sobre las asambleas contra el modelo, sojero, minero, petrolero, de agronegocios, etc.

Los riojanos ya contamos con un vasto historial de represiones a las asambleas contra la mega minería ordenadas por el Gob. Beder Herrera en Chilecito,Famatina, Chamical, Sanagasta, Capital, Patquía Pituil y Guandacol, bajo la protección del gobierno nacional.

Frente a  la proclama del Kirchnerismo  de denominar  esta década como “la década ganada”y habiendo mencionado solo algunos de los ejes fundamentales de este período, las Asambleas Ciudadanas Riojanas denunciamos que  el modelo extractivista perpetrado por este gobierno no sólo es la continuidad de las etapas anteriores, sino también promotor del nuevo genocidio, ecocidio  y delitos de lesa humanidad y lesa naturaleza que un día nuestra sociedad deberá juzgar.